google1a02eaab49a8e548.html

Hoy, a simple vista puede parecer un día más del calendario pero lo cierto es que cada 28 de diciembre se celebra el día de los Santos Inocentes. ¿Qué se conmemora este día? ¿Por qué es un día destinado a gastar bromas? En seguida te lo contamos.

Sabías quéEl día de los Santos Inocentes, tiene su origen en un mito cristiano descrito por San Mateo en el Nuevo Testamento. Se dice, que el Rey Herodes I “El Grande” tras el nacimiento pocos días atrás, de Jesús de Nazaret, ordenó matar a todos los niños menores de 2 años de edad, nacidos en Belén (Judea). De este modo se aseguraba la muerte de ese niño que acababa de nacer y que todos reconocían como el Mesías y futuro Rey de Israel. Así evitaría que Jesús, al crecer, le despojara del Trono. Pasado el tiempo, la iglesia católica, recuerda estos crueles asesinatos infantiles, conmemorando cada 28 de diciembre, el día de “Los Santos Inocentes”.

El hecho que se gasten bromas, viene de la fusión de esta festividad bíblica con una fiesta pagana “El día de los Locos” que tiene su origen en la Edad Media. Entre los días 25 de diciembre y 5 de enero,  un grupo de sacerdotes y clérigos entraban en la iglesia al tiempo que se celebraba el culto, disfrazados de bufones y vestidos de mujer, danzando y comiendo al pie del altar; jugaban a los dados y perfumaban con sus incensarios, el lugar con humo de cuero viejo. Comenzaron a llamarles el Obispo o el Papa de los Locos. Finalmente la iglesia decidió celebrar el mismo día Los Santo Inocentes y la Fiesta de los Locos.

Hoy en día, en España, aunque las bromas se van perfeccionando, la más típica es pegar en la espalda de alguien un muñeco de papel.

Y vosotros, ¿Sois de gastar bromas este día? ¿Os han gastado alguna?

Si has sido víctima de alguna broma este día de Los Santos Inocentes, ¡¡cuéntanoslo!!